Reglamento de la Asociación Musical de Lanjarón

BANDA DE MÚSICA DE LA ASOCIACIÓN MUSICAL DE LANJARÓN (Granada)



PREÁMBULO

La Asociación Musical de Lanjarón se constituyó en el año 1985 aprobándose los Estatutos por los que la misma habría de regirse. Posteriormente debió procederse en el año 2005 a la modificación de dichos estatutos para adaptarse a la Ley Orgánica 1/2002, de 22 de marzo, actualmente en vigor.
La antigua Banda Municipal de Música de Lanjarón, bajo el auspicio del Ayuntamiento de Lanjarón, pasó entonces a depender directamente de la Asociación con la denominación de "Banda de la Asociación Musical de Lanjarón”.
Desde entonces no existe normativa alguna que establezca el normal funcionamiento de la misma.
Corresponde a la Asociación Musical de Lanjarón dotar a la misma de su reglamento de régimen interno. En el plan de actividades del año 2011, aprobado por la Asamblea General de Socios el día 28 de enero de 2011, se incluyó que por la Asociación se elaborase el Reglamento de régimen interno de la Banda.
Dicho reglamento se somete, antes de su entrada en vigor, a la consideración de los componentes de la Banda y de la Junta Directiva de la Asociación Musical de Lanjarón para su aprobación.

CAPÍTULO I: ÁMBITO DE APLICACIÓN

Art. 1: El ámbito de aplicación del presente Reglamento es la Banda de Música dependiente de la Asociación Musical de Lanjarón.
Este Reglamento de Régimen Interno pretende mejorar la vida interna de la banda de música para su adecuado y normal desenvolvimiento, dentro del marco de convivencia y desarrollo apropiado, estableciendo unas normas de carácter general para su organización, funcionamiento y disciplina, al objeto de poder fomentar, coordinar y encauzar las actividades musicales y personales de los integrantes de la misma.
Para el cumplimiento de los mencionados objetivos se hace prescindible elaborar unas normas de obligado cumplimiento que sirvan para armonizar el buen desarrollo de la Banda, tanto en lo referido a derechos y deberes de sus componentes, como a normas de comportamiento cívicas, sociales y culturales que garanticen las buenas relaciones entre los propios músicos, el respeto debido al Director de la Banda, el cumplimiento de los acuerdos adoptados por éste o por la Junta Directiva de la Asociación, y por supuesto, todas aquellas actuaciones que sirvan para dar la mejor imagen de nuestra Banda a los vecinos de Lanjarón y ciudadanos de cualquier otro lugar donde la misma participe.

Art. 2: El ingreso como miembro de la Banda supone la aceptación de éste Reglamento. Tendrán la consideración de miembros de la Banda: El Director, El Subdirector, el Delegado de la Banda y los Músicos.

CAPÍTULO II: DIRECCIÓN MUSICAL

Art. 3: El Director/a de la Banda será nombrado por la Junta Directiva de la Asociación Musical de Lanjarón, de acuerdo a criterios de cualificación profesional, capacidad de liderazgo, intereses de la Asociación y aquellos otros que se estimen oportunos para su designación.

Art. 4: El cese del Director/a se producirá por las siguientes causas:
a) Por renuncia voluntaria al cargo, que habrá de ser comunicada a la Junta Directiva de la Asociación con dos meses de antelación.
b) Por revocación adoptada en acuerdo motivado de la Junta Directiva de la Asociación, cuando existan a juicio de ésta razones que justifiquen por dolo, culpa, desinterés, incumplimiento de sus funciones, etc. un prejuicio que afecte al buen desarrollo de la Banda.

Art. 5: La función principal del Director/a será el adiestramiento artístico de la Banda, teniendo la facultad de decidir cualquier cuestión relacionada con esta materia. Representa a la Banda como máximo responsable de la misma.

Art. 6: Son obligaciones y funciones del Director/a las siguientes:
a) Asistir con puntualidad a los ensayos, actuaciones y reuniones de la Banda.
b) Preparar el programa de obras que se interpretarán en los ensayos y en las actuaciones de la Banda.
c) Asignar a cada Músico el papel que ha de interpretar.
d) Decidir la incorporación de nuevos músicos y los refuerzos que estime convenientes.
e) Excluir a los músicos que considere no estén preparados para intervenir en una determinada actuación.
f) Fijar los días y horas de los ensayos extra-ordinarios y la duración de los mismos cuando sea preciso para la preparación de cualquier actividad. Los ensayos ordinarios serán los viernes a partir de las 21.00 horas. La modificación de esta hora habrá de ser acordada por decisión de la mayoría de los músicos, especialmente para los ensayos que se realicen en horario de verano.
g) Ejercer la autoridad sobre los músicos, haciéndose respetar.
h) Proponer a la Junta Directiva las sanciones que deban imponerse a los músicos.
i) Velar por el mantenimiento de la cordialidad, la concentración y el orden en los ensayos y actuaciones, apartando a los músicos que no atiendan a sus avisos y especialmente a quienes dejen de cumplir con sus obligaciones.
j) Asesorar a la Junta Directiva en cuantas cuestiones crea de interés para el buen funcionamiento de la Banda, y particularmente sobre la adquisición y conservación de los instrumentos y materiales musicales.
k) Evaluar el ascenso de categoría de los músicos que se presenten a las pruebas correspondientes.
l) Proponer a la Junta Directiva el nombramiento del Sub-Director/a de la Banda.
m) Autorizará la salida de los ensayos de los músicos menores de edad con el consentimiento verbal o autorización escrita de los padres o tutores del menor.
n) Velar por el cumplimiento del presente Reglamento en cuando a sus propias responsabilidades.

Art. 7: Son derechos del Director/a:
a) La percepción puntual de los emolumentos que sean acordados con la Junta Directiva por la Dirección de la Banda.
b) Recibir las cantidades que le correspondan por las actuaciones que realice la Banda en conciertos, procesiones y otros eventos, en los que medie precio por los mismos. Dichas cantidades serán previamente acordadas con la Junta Directiva.
c) Recibir el trato que corresponde al cargo que ejerce.

Art. 8: La Junta Directiva, a propuesta del Director/a, podrá designar de entre los músicos o fuera de ellos a un sub-director de la Banda.

Art. 9: El sub-Director/a sustituirá al Director/a en casos de ausencia o enfermedad, y cuando por motivos extra-ordinarios sea preciso relevar de sus funciones al mismo. En el ejercicio del cargo tendrá los mismos derechos y obligaciones que el Director.

Art. 10: A propuesta de los músicos se designará de entre los mismos el Delegado/a de la Banda. Entre las principales funciones que se le asignan está el de coordinar los intereses de los componentes de la Banda ante la Dirección de la misma y la Junta Directiva de la Asociación Musical.
El Delegado de la Banda será la persona encargada de controlar la asistencia de los Músicos a las distintas actuaciones celebradas, efectuar el reparto que corresponda, en su caso, a cada uno de ellos, efectuar los pagos correspondientes y custodiar el fondo de reserva de la Banda.

CAPÍTULO III: DE LOS MÚSICOS

Art. 11: Se adquiere la condición de Músico de la Banda de la Asociación Musical de Lanjarón al superar las pruebas de acceso a la misma, que se realizarán, al menos, una vez al año, durante el mes de Octubre. Para formar parte de la Banda deberán demostrar un nivel de conocimiento musical en solfeo y desempeño instrumental.
También se adquiere la condición de Músico cuando habiendo pertenecido anteriormente a ésta u otra Banda solicite a la Junta Directiva su posible incorporación y sea aceptada por el Director/a de la Banda, previas pruebas realizadas al efecto.

Art. 12: La condición de Músico de la Banda se pierde cuando:
a) Se solicita de forma voluntaria.
b) Por sanción disciplinaria, que podrá ser total o parcial.
c) Por ausencia injustificada durante más de tres meses a los ensayos.

Art. 13: Al adquirir la condición de músico se tiene el derecho de ser considerado como miembro de la Banda con la única distinción de la categoría a la que pertenezca.
Las pruebas de ascenso de categorías se realizarán, al menos, una vez al año, durante el mes de Octubre. Los músicos que deseen participar en ellas habrán de someterse al examen que estime conveniente el tribunal formado por el Director y sub-Director de la Banda, Profesores de la Escuela de Música, Presidente y Secretario de la Asociación Musical.
Se establecen cinco categorías:
E – Para los músicos que entran por primera vez desde la Escuela de Música.
D – Músicos que pertenecientes a la categoría E superan las pruebas de ascenso.
C – Músicos que superan las pruebas de ascenso desde la categoría D.
B – Músicos con cierto nivel de cualificación que aprueban las pruebas desde el grupo C.
A – Músicos de primer nivel que han pasado las pruebas de ascenso desde la categoría B.
Las categorías se tendrán en cuenta para la distribución de los ingresos obtenidos en contratos de actuaciones realizados por la Banda, de manera proporcional y sin que en ningún caso los de la categoría A perciban más del triple que los de la categoría E.
La Junta Directiva entregará al Delegado/a de la Banda el importe de la actuación, descontado el 10% que corresponde a la Asociación.
Para determinar la distribución se seguirá manteniendo la proporción 6-4-3-2 (o reducida 3-2,5-2-1,5-1 existente en la actualidad), correspondiente, respectivamente a las categorías A-B-C-D-E, que podrá ser modificada en el futuro en Asamblea de Músicos por mayoría de votos. También serán los propios músicos los que acuerden si han de percibir alguna cantidad los componentes de la categoría E.
En el primer reparto o sucesivos que se realicen, si fuere necesario, el Delegado de la Banda retraerá de los músicos el importe de la cuota anual de socio del ejercicio, que ingresará en la cuenta de la Asociación. Si durante el año un músico no ha percibido cantidades, por sus actuaciones, que superen el importe de la cuota de socio, el ingreso se realizará del fondo de reserva de la Banda y se le descontará en el año siguiente, si éste no repone el importe de la cuota al mencionado fondo.

Art. 14: Los Músicos tienen el derecho y la obligación de asistir a todos los ensayos con puntualidad, así como a los actos oficiales o contratados en que actúe la Banda. Las ausencias y faltas de puntualidad deberán justificarse ante el Director de la Banda, quién, podrá proponer a la Junta Directiva se amoneste o sancione a quienes incurran reiteradamente, incluso decidiendo la expulsión de la Banda. Asimismo se procederá cuando de manera injustificada se deje de asistir a actos programados para la Banda.
El músico que haya sido expulsado de la Banda no podrá volver a reintegrarse en la misma hasta transcurridos dos años, previa solicitud y acuerdos por mayoría tanto de la Asamblea de Músicos como de la Junta Directiva.

Art. 15: Los Músicos tienen derecho a participar en cuartetos, conjuntos, orquestas, bandas, etc. previa autorización del Director de la Banda y siempre que estas actuaciones no menoscaben su participación como miembros del colectivo musical al que pertenecen. Para utilizar los instrumentos, materiales o partituras propiedad de la Asociación en las mencionadas actividades necesitarán la previa autorización de la Junta Directiva.

Art. 16: También tienen derecho los Músicos a ser socios de la Asociación, entendiéndose que su ingreso en la Banda equivale a la solicitud de alta como socio, descontándose de sus ingresos por actuaciones la cuota correspondiente de cada año.

Art. 17: Son deberes que han de cumplir todos los Músicos los siguientes:

CAPÍTULO IV: INSTRUMENTAL Y UNIFORMES

Art. 18: Si bien la política de la Asociación es que cada músico disponga de instrumento propio, se dispone de un número determinado de instrumentos destinado a la cesión para aquellos miembros de la Banda que, por diferentes motivos, los necesiten.
Los músicos que utilicen instrumentos propiedad de la Asociación se comprometen a mantenerlos en perfectas condiciones, corriendo de su cuenta la reposición de los elementos de uso personal (cañas, boquillas, etc.), y de las reparaciones que precisen para el uso ordinario o por el desgaste del mismo. En caso de desperfecto o rotura del instrumento también se hará cargo el músico de su reparación y/o sustitución por uno nuevo.
La Asociación Musical promoverá la posibilidad de que los músicos puedan adquirir en propiedad el instrumento musical por el sistema de pago a plazos.
Con independencia de que la Junta Directiva puede designar de entre sus miembros un responsable de los bienes de la Asociación, el responsable de custodiar los instrumentos en uso por miembros de la Banda será el Delegado/a de la misma, quien comunicará a los músicos, en su caso, su correcta utilización y a la Junta Directiva las incidencias que procedan.
La pérdida de un instrumento propiedad de la Asociación será sancionada por la Junta Directiva de negligencia grave del Músico y se sancionará por el valor doble de la adquisición del instrumento que se adquiera para sustituir dicha pérdida.
Cuando sea necesario trasladar instrumentos o cualquier otro material de la Asociación para la realización de alguna actuación, los responsables de los mismos habrán de retirarlos con el tiempo suficiente y devolverlos al finalizar, siendo responsables del traslado, montaje, desmontaje y almacenamiento, aunque sean asistidos por el resto de los músicos o miembros de la Junta Directiva.
Concluida una actuación los músicos deberán dejar en la sede de la Asociación los atriles y carpetas que se hayan utilizado, y caso de imposibilidad, deberán hacerlo antes de iniciarse el siguiente ensayo. El incumplimiento de esta norma será considerada como falta grave.
Queda terminantemente prohibido retener las carpetas de partituras fuera y dentro del local de ensayo, debiendo estar siempre a disposición de cualquier músico que las necesite o del archivero.

Art. 19: El uniforme de la Banda está compuesto de zapato negro, calcetín negro, pantalón negro, camisa blanca, corbata color granate y chaqueta negra con escudo de la Banda. Dicha uniformidad podrá ser modificada para la temporada estival sustituyendo la camisa por un polo.
Será competencia de la Junta Directiva determinar en cada actuación si la uniformidad es la reglamentaria o la de paisano.
Ningún músico podrá añadir o quitar en los uniformes elemento alguno y deberán asistir a las actuaciones con el equipo en perfecto estado de limpieza y decoro.
En los casos en los que el músico haya aportado a cuenta alguna cantidad para la adquisición de la chaqueta, la misma le será desembolsada cuando devuelva la misma junto con el resto de prendas del uniforme, que habrán de estar en perfecto estado.

CAPÍTULO V: DEL ARCHIVO

Art. 20: El archivo estará a cargo del Archivero que será designado por la Junta Directiva. Para su conservación llevará un índice de obras musicales. Si se informatiza el mismo será el responsable del ordenador y de las reproducciones de partituras que se realicen. No podrán salir de la Asociación para fines distintos a los actos de la propia Banda, ningún tipo de partitura sin la previa autorización del Director y de la Junta Directiva. Ningún miembro de la banda está autorizado para extraer partituras del archivo, sin la correspondiente autorización.
Si se informatiza el archivo de partituras quedará terminantemente prohibido extraer total o parcialmente los archivos informáticos, sin la previa autorización del Director de la Banda o de la Junta Directiva, a quien habrán de solicitarse por escrito.
El responsable de los datos informáticos de partituras será el archivero.
La Junta Directiva podrá acordar una asignación económica mensual al encargado del mismo.
Los músicos colaborarán activamente con el archivero para la distribución y recogida de las partituras que se utilicen en los ensayos y actuaciones, y toda vez que sea necesario a criterio del Director de la Banda.

CAPÍTULO VI: DE L A JUNTA DIRECTIVA

Art. 21: La Junta Directiva de la Asociación Musical de Lanjarón tendrá las siguientes funciones: a) Nombramiento del Director de la Banda
b) Designación de Sub-Director a propuesta del Director de la Banda.
c) Establecer los honorarios y dietas que correspondan a la dirección de la banda, y en su caso, al sub-director y archivero.
d) Elaborar, modificar y reformar el Reglamento de Régimen Interno de la Banda de la Asociación Musical de Lanjarón.
e) Proponer de forma conjunta con el Director de la Banda el calendario de ensayos, conciertos y actuaciones.
f) Establecer el Presupuesto de actuaciones para conciertos y actuaciones.
g) Decidir las modificaciones que afecten a la uniformidad de la Banda.
h) Admitir o cesar a los miembros de la Banda, según establece el presente Reglamento.
i) Decidir la adquisición de equipamientos y materiales necesarios para la Banda, oído el criterio del Director.
j) Mantenimiento del tablón de anuncios.
k) Transmitir a los Miembros de la Banda las instrucciones o consejos que sirvan para mejorar la imagen de la Banda.
l) Ejercer la potestad sancionadora, siguiendo las normas que se establecen en este Reglamento.
m) Procurar el cumplimiento del presente Reglamento y resolver las dudas y conflictos que surjan en su interpretación y aplicación.
n) Todas las demás funciones que se deriven de las responsabilidades de la administración y gestión de la Banda de Música.

CAPÍTULO VII: DEL PRESIDENTE

Art. 22: Corresponde al Presidente de la Asociación Musical de Lanjarón:
a) Velar por la buena marcha de la Banda.
b) Ostentar ante los Organismos oficiales la representación de la misma.
c) Representar a la Banda con su presencia en los actos públicos en los que ésta participe.
d) Proponer a la Dirección de la Banda y a la Junta Directiva sugerencias que redunden en la obtención de una mejor organización e imagen de la Banda.
e) Aquellas otras competencias que le sean asignadas por acuerdo adoptado en Junta Directiva.

CAPÍTULO VIII: RÉGIMEN DISCIPLINARIO

Art. 23: Corresponde al Director y a la Junta Directiva velar por el cumplimiento de este reglamento y aplicar las sanciones pertinentes.

Se regulan como faltas leves:
a) Incorrección con el Director y los compañeros.
b) Alteraciones leves del orden en los ensayos y actuaciones, así como no guardar el preceptivo silencio en los mismos.
c) Negligencia en el cuidado y/o conservación del instrumental, mobiliario y del local de ensayo, cuando la valoración de los daños sea inferior a 50€.
d) Hasta 3 faltas de asistencia no justificadas a los ensayos o actuaciones en un trimestre.
e) Faltas reiteradas de puntualidad a los ensayos o actuaciones.
f) Actos u omisiones que desmerezcan la buena imagen de la Banda y que no tengan la consideración de graves.

Serán faltas graves:
a) Alteraciones graves del orden en los ensayos y actuaciones.
b) Negligencia en el cuidado y/o conservación del instrumental, mobiliario y del local de ensayo, cuando la valoración de los daños sea superior a 50€.
c) La reiteración en la comisión de faltas leves, dentro del plazo de tres meses, cuando hayan mediado sanciones por las mismas.
d) Los actos u omisiones que desmerezcan la buena imagen de la Banda.

Y serán faltas muy graves:
a) Cualquier conducta constitutiva de delito doloso.
b) La insubordinación, indisciplina y desobediencia a las instrucciones del Director.
c) La reiteración de faltas graves, dentro de un mismo año natural, mediando las oportunas sanciones.
d) Todo tipo de discriminación por razón de sexo, etnia o nacionalidad.
e) El acoso sexual en cualquiera de sus manifestaciones.
f) Los malos tratos de palabra u obra hacia el Director, compañeros o miembros de la Junta Directiva.

Art. 24: La Junta Directiva, previa valoración de las faltas cometidas por los miembros, podrá imponer las siguientes sanciones:

Por faltas leves:
a) Amonestación escrita.
b) Expulsión durante un mes a los ensayos y actuaciones.
c) Sanción económica por importe inferior a 25€.

Por faltas graves:
a) Expulsión entre uno y tres meses a los ensayos y actuaciones.
b) Sanción económica por importe de 26€ hasta un máximo de 100€.

Por faltas muy graves:
a) Expulsión parcial entre tres y seis meses.
b) Expulsión total.
c) Sanción económica por importe superior a 101€ hasta un límite de 200€.

El importe de las sanciones impuestas se descontará del cobro de las actuaciones. En todos los casos, si se producen daños o pérdidas de instrumentos, mobiliarios, material musical, partituras, local, etc. deberán ser repuestos por el doble del valor de los mismos. Para la graduación de las sanciones la Junta Directiva tendrá que valorar:
a) Intencionalidad.
b) Perturbación ocasionada.
c) Daños y perjuicios producidos.
d) Reincidencia.
e) Grado de participación en la comisión u omisión.

La responsabilidad disciplinaria se extinguirá por el cumplimiento de la sanción impuesta o por prescripción de la falta o sanción que lo harán:
a) En las faltas leves: A los tres meses.
b) En las faltas graves: A los seis meses.
c) En las faltas muy graves: A los dos años. La Junta Directiva expondrá en el tablón de anuncios solamente las sanciones que hayan sido calificadas como muy graves.

Art. 25: Iniciado un procedimiento sancionador por la Junta Directiva se comunicará al músico o a los padres o tutores de los músicos menores de edad las causas que dan origen a la apertura del expediente, para que por escrito formulen las alegaciones que estimen oportunas. La resolución habrá de ser comunicada también por escrito.

CAPÍTULO VIII: OTRAS DISPOSICIONES

Art. 26: La Banda dispone de una página web oficial en la que cualquier músico puede participar mediante la remisión de escritos, fotografías, grabaciones. Sin la autorización de la Junta Directiva no se podrá elaborar otra web, ni foro de debate que tengan como contenido principal o sustancial las actividades de la Banda, debiendo además los músicos abstenerse de expresar sus opiniones en medios de cualquier clase que tengan repercusión pública, incluso cuando dichos comentarios puedan hacerse a título personal, contra la Banda, Director, componentes de la misma o miembros de la Junta Directiva. El incumplimiento de esta disposición tendrá la consideración de falta grave o muy grave.
Si las intervenciones públicas que se realicen en público o en medios informáticos o de comunicación que sea para fortalecer la imagen de la Banda, que no dañe ni perjudique a ningún componente de la misma, ni menoscabe la labor de la Junta Directiva, será permitida, aunque por decoro, el autor de los mismos debería de comunicar al Director y Junta Directiva el carácter de su intervención.

Art. 27: Para solicitar la modificación total o parcial del presente Reglamento se requerirá aprobación por mayoría de dos quintos en Asamblea de Músicos o mayoría de la Junta Directiva de la Asociación Musical de Lanjarón. Para la aprobación de las modificaciones se requerirá la mayoría en Asamblea de Músicos y mayoría absoluta de la Junta Directiva.

Art. 28: La celebración de Asamblea General de Músicos se realizará por convocatoria de la Junta Directiva, del Director de la Banda, del Delegado de la Banda o por solicitud de un tercio de los músicos. En ningún caso la misma se efectuará en día y hora en que haya ensayo de la Banda.

Art. 29: De las Asambleas de Músicos que se realicen se levantará acta que será expuesta en el tablón de anuncios. La redacción de la misma corresponderá al secretario de la Asociación y será firmada por el convocante de la misma, o representante de los músicos que propugnase la solicitud de celebración.

El presente Reglamento entra en vigor el día de Santa Cecilia del año 2011.

Facebook Asociación Musical de Lanjarón